SUSCRIBITE por $49
domingo 19 de mayo de 2024

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Archivo. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Otra vez el Grupo Wagner

Putin y sus mercenarios pisan fuerte en África

Vladimir Putin no para de ganar terreno. Su nuevo objetivo es África, donde cada vez más gobiernos lo reciben

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Archivo. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
7 de marzo de 2023 - 10:26

En los últimos años, la Rusia de Vladimir Putin ha intensificado su competencia con Estados Unidos por la presencia en África. Entre 2015 y 2019, Moscú firmó 19 acuerdos de cooperación militar con países africanos, fundamentalmente asociados a la venta de armamento ruso. Sin embargo, más recientemente, el principal medio del Kremlin para estrechar sus vínculos con los gobiernos africanos ha sido la compañía militar privada Wagner Group y la granja de trolls conocida como Internet Research Agency, ambos fundados por Yevgeny Prigozhin.

La estrategia de Putin parece centrarse en generar una dependencia de los recursos militares de Rusia por parte de África y conseguir el acceso a recursos naturales estratégicos localizados en suelo africano. Así, empresas como el grupo Wagner ofrecen apoyo a los Ejércitos locales para hacer frente a la actividad terrorista y otros conflictos civiles. Las alianzas con los rusos también otorgan un amplio margen para actuar fuera de los márgenes de los derechos humanos. A cambio, Rusia exige un pago en concepto de concesiones para explotar recursos naturales como oro, petróleo y diamantes, contratos comerciales por valores altísimos, o incluso acceso a ubicaciones estratégicas como puertos o bases aéreas.

Un estrategia híbrida

Desde mediados de la década de 2010, los contratistas del grupo Wagner se han desplegado a lo largo y ancho de Medio Oriente y África. Hay miembros asignados en Libia, Madagascar, Malí, Mozambique, la República Centroafricana, Siria, Sudán, Yemen, y ahora también en Burkina Faso (ver mapa). En la mayoría de los casos, su responsabilidad es brindar protección a la clase gobernante o a las élites que buscan consolidarse en el poder, así como también garantizar la seguridad de infraestructura crítica.

En 2017, el grupo Wagner envió a 500 contratistas a Sudán para acallar los levantamientos locales en contra del dictador Omar al-Bashir. Prigozhin recibió la exclusividad de los derechos de explotación de oro en todo el país a modo de recompensa. Asimismo, Bashir ofreció al oligarca ruso una base naval sobre el Mar Rojo antes de ser derrocado en 2019.

Wagner.jpg
Presencia de Putin a través del Grupo Wagner en África (hasta 2021)

Presencia de Putin a través del Grupo Wagner en África (hasta 2021)

En la República Centroafricana, la compañía militar privada provee apoyo al gobierno del presidente Faustin-Archange Touadéra, asediado por múltiples grupos rebeldes que controlan casi la totalidad del país desde 2018. La llegada de los hombres del grupo Wagner al país coincidió con la asignación de licencias de explotación de minas de oro y diamantes para una empresa asociada a la figura de Prigozhin. En este país, los rusos que integran la fuerza paramilitar están acusados de graves violaciones contra los derechos humanos y de amedrentar a periodistas, miembros de las fuerzas de paz, trabajadores humanitarios, y minorías locales. Situaciones similares se han registrado en los demás países donde el grupo Wagner cuenta con operaciones en curso.

Además del accionar de la empresa militar de Prigozhin, la estrategia rusa ha adoptado un carácter híbrido al incorporar tácticas de desinformación. Aunque se trata de una estrategia aplicada a nivel global, África ha estado particularmente afectada por la actividad de la Internet Research Agency. En este sentido, hubo denuncias de manipulación de las elecciones presidenciales de 2018 en Madagascar y campañas de desprestigio contra la presencia de tropas francesas en países como Malí.

Los últimos hitos: Mali y Burkina Faso

El caso más reciente es el de Burkina Faso, cuyas autoridades instaron a Francia a retirar sus tropas a principios de 2023. La Agencia de Información de Burkina, de propiedad estatal, informó que el Gobierno burkinés denunció el acuerdo que estipula la presencia de militares franceses en el país desde 2018. Actualmente hay alrededor de 400 efectivos de las Fuerzas Especiales asignados a Burkina Faso, quienes deberán retirarse en un plazo de hasta 30 días.

Así, el país africano bajo asedio del yihadismo sigue los pasos de Malí, que en 2022 ordenó la retirada de los militares galos para aliarse con Rusia en el lucha contra el terrorismo. A partir de ese nuevo acuerdo, desembarcaron miles de instructores y mercenarios del grupo Wagner en suelo maliense. En ambos países la decisión de las autoridades fue propiciada por una ola de manifestaciones a favor de Moscú y en contra del Gobierno francés.

Burkina Faso.jpg
En Burkina Faso, el rechazo a Francia va de la mano con la recepción a Rusia

En Burkina Faso, el rechazo a Francia va de la mano con la recepción a Rusia

Dado que Ibrahim Traoré, quien ejerce de presidente interino de Burkina Faso desde el golpe de Estado de septiembre pasado, decidió forzar la salida de las tropas francesas, probablemente el Gobierno de Emmanuel Macron las envíe a Níger. Luego del caso de Mali, Francia ya había reubicado a sus hombres en este país, que se ha convertido en el único del Sahel occidental que acepta la presencia francesa. Ello también lo convierte en un territorio crucial para la Operación Barkhane en particular, y para la estrategia de defensa y seguridad de la Unión Europea, en general.

El presidente de Ghana, Nana Akufo-Addo, informó en la cumbre Estados Unidos-África de hace poco más de un mes que los contratistas rusos ya estaban desplegados en Burkina Faso y que habían llegado al país a cambio de la explotación de una mina de oro ubicada en el sur del mismo. Aunque la secretaria de Estado francesa, Chrysoula Zacharopoulou, viajó a Uagadugú hace algunas semanas, el deterioro de las relaciones bilaterales ya era evidente. El Gobierno ha prohibido las emisiones de Radio France International y tanto la embajada como las dos sedes de la Alianza Francesa han sufrido ataques.

En Mali la retirada de las fuerzas francesas y el despliegue de los batallones del grupo Wagner se produjeron casi en simultáneo. El aumento de la tensión entre Bamako y París se había extendido durante meses hasta que la junta militar maliense solicitó la retirada francesa a mediados de 2022. Los efectivos rusos que tomaron la posta en Mali están acusados de perpetrar masacres contra cientos de civiles.

Putin_Mali.jpg
Manifestaciones pro Putin en Mali

Manifestaciones pro Putin en Mali

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar