SUSCRIBITE por $49
jueves 16 de mayo de 2024

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Archivo. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
La caliente triple frontera

Narcotráfico, contrabando y terrorismo: el combo fronterizo

Histórico paso de comercio irregular, la triple frontera mutó en una explosiva convivencia entre narcotráfico y terroristas

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Archivo. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
25 de abril de 2023 - 13:53 Por Uriel Salamon

Desde hace décadas la triple frontera entre Argentina, Brasil y Paraguay representa un paso asegurado para el comercio ilegal. Ciudad del Este (Paraguay) es considerada una meca de las falsificaciones de productos textiles y perfumes y un conducto franco para el contrabando de estos productos y de cigarrillos entre Brasil y Argentina. Los flojos controles fronterizos entre las 3 jurisdicciones la transformaron también en una zona donde conviven el narcotráfico y la presencia de grupos vinculados a la organización terrorista pro iraní Hezbollah.

Las fronteras son fácilmente franqueables. Para ir de Puerto Iguazú, el extremo nordeste de Argentina, hacia Foz do Iguazú en Brasil apenas es necesario cruzar el Puente Internacional Tancredo Neves. No solo autos particulares pasan por allí sino también ómnibus de línea común con el único requisito para los argentinos de detenerse 30 segundos en la Aduana, pasar el DNI por un escáner y continuar, los controles son escasos o nulos. Para pasar de la ciudad brasileña de Foz do Iguazú hacia la paraguaya Ciudad del Este, basta con caminar o acelerar por el puente de la Amistad, que pasa por encima del río Paraná, por supuesto que tampoco los controles son demasiados formales.

Quien escribe, puede aportar como experiencia personal, que en 1994, apenas una semana después del atentado contra la sede de AMIA, pudo hacer ese recorrido, como parte de un viaje familiar, y a pesar de que supuestamente los controles debían ser más estrictos por el ataque terrorista, no pidieron ni las cédulas de identidad para cruzar los diferentes pasos fronterizos. La informalidad que propicia el comercio ilegal está dado desde hace tiempo y fomentado por la clara ausencia del estado. No obstante ese escenario empeoró, dado que los caminos abiertos por los contrabandistas de cigarrillos fueron tomados con el tiempo por bandas armadas vinculadas al narcotráfico y a la posible presencia de Hezbollah, responsable justamente del atentado a AMIA en 1994.

triple frontera.jpg
La triple frontera y la permeabilidad al narcotráfico

La triple frontera y la permeabilidad al narcotráfico

El transito es constante, se estima que sólo por día, unos 15.000 vehículos y más de 40 mil personas transitan los pasos fronterizos entre los tres países, todo ello en un lugar densamente poblado, más de medio millón de personas (40 mil en Puerto Iguazú, 260 mil en Foz do Iguazú y 300 en Ciudad del Este). Es en esta marco, donde desde hace un tiempo se comenzaron a insertar grandes grupos criminales. El denominado Primer Comando Capital (PCC), una de las mayores bandas narcocriminales de Brasil opera en la zona e incluso, hay informes de inteligencia internacional que vinculan a este grupo con la organización terrorista iraní Hezbollah, el intercambio está dado de la siguiente forma: el grupo pro iraní le vende armas a los brasileros, mientras que estos les aseguran la protección necesaria para que los terroristas tengan una base segura en el mapa de Latinoamérica.

Lo que antes parecía ocurrir solo en la películas, fue ejecutado en 2017, cuando un golpe comando de entre 50 y 60 delincuentes con armas automáticas y explosivos, tomaron por asalto la base de la empresa española Prosegur –dedicada a la custodia de caudales- en Ciudad del Este y robaron más de 11 millones de dólares. El despliegue fue tal que rodearon con francotiradores toda la sede de la empresa y detonaron más de 15 vehículos-bomba por la ciudad, con el objetivo de asegurar el perímetro y distraer a las fueras de seguridad. Hubo cuatro muertos. Ya con el botín, los delincuentes cruzaron el río Paraná en botes y se refugiaron en Brasil.

Por todo ello, no resulta extraño el magnicidio ocurrido en mayo de 2022 con el asesinato del fiscal paraguayo Marcelo Pecci, quien fue atacado por sicarios que se desplazaron en motos de agua y ultimaron al funcionario judicial a balazos en la isla de Barú en Colombia. Pecci era fiscal especializado contra el Crimen Organizado, Narcotráfico, Lavado de Dinero y Financiamiento del Terrorismo y llevaba adelante diferentes investigaciones contra la mafia, el narcotráfico y el lavado de dinero en Paraguay.

No obstante, los brasileros no son los únicos en operar en la zona aprovechando las " flexibilidades" fronterizas. Existe además una potente banda narco liderada por un uruguayo buscado en todo el mundo, penetra en Argentina a través de las fronteras descontroladas, tanto las oficiales como los cientos de puntos clandestinos por los que asoman barcazas repletas: desde electrodomésticos y cigarrillos de contrabando, hasta armas, marihuana y cocaína.

Dejá tu comentario

Te Puede Interesar